viernes, 17 de octubre de 2008

Verborragia escrita II

Es que también lo que sucede es que me conozco demasiado y sé que esta necesidad de escribir todo el tiempo cuaquier cosa puede desaparecer de un segundo a otro. Entonces hago como en los programas de televisión, que hacen notas y las dejan en parrilla para tener qué programar si la semana que viene no hay nada nuevo.

Tengo una parrilla enorme, que a la vez va quedando obsoleta. Entonces debería publicar todo de una y dejarme de joder. Pero sé que si hago eso me quedo sin parrilla y cuando se venga la sequía de escritura, una época nefasta en la que no te sale ni media palabra, voy a abandonar los blogs, como ya lo hice anteriormente, y me voy a deprimir, y voy a sentir que no sirvo para nada, que no me suceden cosas interesantes, que me estoy quedando sin recuerdos, que me estoy olvidando.

Estoy entre esa espada y esa pared: dejar en parrilla todas las pavadas que escribo y publicarlas de a poco, aunque vayan quedando obsoletas (me gusta esa palabra) o bien (o mal), publicar todo, absolutamente todo a medida que lo escribo y después bancarme, como una nena grande, la sequía. No sé, todavía lo estoy pensando.

7 comentarios:

Dos dijo...

A escribir que chocan los planetas

Laura dijo...

Bancarse las cosas como una nena grande es lo que más me está costando en el mundo, así que te entiendo. Por otra parte, los recuerdos que se van desvaneciendo se reconstruyen a la vez, así que a no desesperar!
Me gusta mucho también este blog (aunque Origen Ramero es lo más), lo sumo a la lista amiga de Insolada!

¡Jotapé! dijo...

Propuesta de solución:

Dejar crecer la parrilla hasta cierto límite, luego de superado ese límite, publicar sin ton ni son.

Daria dijo...

Sí, no se pregunte tanto y haga. Mierda!! Yo la srta pensadora dando consejos acerca del hacer, quién me ha visto y quién me ve....
Yo creo q son las clases de teatro, cuando hacés sin pensar es cuando más te divertís. No piense. Si le pinta publicar todo junto ... ya la iremos leyendo de a poquitín, ténganos paciencia.... si le pinta guardar, pues a encanutar!!!
Y una vez vi una peli que no me acuerdo como se llama (What the beep ypu know, era?) que decía que las dendrítas cerebrales no distinguen entre realidad y no realidad por lo que cada vez que una se acuerda de algo para el cerbro, la dendrita y la mar en coche (pahhh! flor de decir) es como si lo estuviera viviendo de nuevo... no es lindo?
Beso!

M. (Una Ramera) dijo...

Dos, por supuesto. Aunque "a coger que se acaba el mundo" me gusta mucho más!

laura, yo no puedo ser mas infantil. Tengo la cabeza de una criatura de dos años. Estas cosas que cuento en el post se me transforman en problemones y me super bloqueo. Un desastre.

jotapé, es una buena solución, pero todavía lo sigo pensando

daria, me recomendaron esa peli y no la vi aun. Esta buena??

Besos!

Daria dijo...

Seeeeeeeee!!! Es un flaaash!!!
Es de unos físicos cuánticos y psiquiatras, y especialisas en no sé qué ...
Si podés vela más de una vez pues es medio rebuscada y tenés que prestarle mucha atención....
Ahí encontré mi amor hacia los físicos, son gente interesantísima .... ven cosas q nosotros no sin necesidad de nada más q sus mentes (Está hablando del Faso! Peter Dixit)

M. (Una Ramera) dijo...

daria, yo me enamoré de los físicos desde q entró un físico a lost. Me enamoré, y de verdad