martes, 17 de noviembre de 2009

Finas las chicas II

A: ¿Algo con comida?
B: ¿Sado?
C: ¿Asado?
A: Sado, pelotuda.
C: ¿Esposas?
B: A mi me esposaron una vez.
C: ¿Quién?
A: El puto.
C: ¿Y vos te dejaste?
B: Yo soy re gauchita.
A: Se desconcentran chicas, así no se puede.
B: Ok, comida.
C: Un bife.
A: Un collar de chinchulines.
B: Vino.
C: No, vino no que mancha las sábanas.
B: Huile al alcohol.
C: ¿Por?
B: A mi me tiraron whisky una vez.
A: ¡No! Horrible.
C: ¡Dolor!
B: Pegué la puteada mas grande de mi vida. Casi me la quema el hijo de puta.
A: ¿Salió humito?

3 comentarios:

BBSampler dijo...

Salio umito o un mito es que se quema? Una vez le hice una fuente con licor de crema y se derritio...
Eran otros tiempos...Beso!

Maxi dijo...

jajaja, son tremendas!!!

si es comida, las frutas salen como piña, lo jugoso, lo que se saborea...

quiero encontrarme con A, B y C, en mezcla con mis amistades peligrosas, pero que la presencia masculina no las limite, sino les damos vino y yam, todo fluye.

y de anecdota, si el whisky casi te la quema, a los hombres, nunca se pongan desodorante en esas partes, el ardor es de grito pelado hasta que el alcohol se evapora! ;-)

beso!

ah, loca, y si te sigo es de ida y vuelta, pegate una pasada o seguime en mi blog (ja, protestón el pibe, o caprichoso)

-Pablo- dijo...

Qué amistades grosas que tenés!!
Y eso de whisky... por Dios! A quién se le puede ocurrir justo whisky? :S Se ve que les gusta experimentar! xD