lunes, 17 de enero de 2011

Lo que se pierde cuando se rompe una computadora

Pareciera que eso del año nuevo vida nueva está funcionando por segundo año consecutivo en mi año nuevo vida nueva. El año pasado me encontró mudándome los primeros días de enero, dejando esa casa con ese patio que tanto extraño, con esas cucarachas y esa rata que no, por supuesto que a ellas no, no las extraño nada.

Se me rompió la computadora. Ustedes sufrieron un mini post lacrimógeno y desesperado porque había perdido los resúmenes de mi final, final en el que terminé sacándome nueve y por el que recibí un ramo de flores chiquitas violetas y blancas.

Mi computadora no tiene arreglo. No se puede recuperar nada del disco, y si se pudiera me costaría demasiado dinero que prefiero invertir en otra cosa: no tengo nada importante en ese disco rígido.

No tengo nada importante en ese disco rígido.

Nada importante.

Nada.

Lo dije varias veces, convencida. Nada importante. Y lo repetí pensando que era cierto. Que en ese disco no tenía nada importante. Y después lo pensé mejor. Y me di cuenta la cantidad de cosas, importantes y no tanto, que tenía en ese disco rígido: fotos. Cientos de fotos. Fotos mias, con el pelo corto, con el pelo largo, con un pulover que perdí en algún lugar. Algún viaje. Sola. Acompañada. Mi ex concubino. Mis ex compañeros de trabajo. Mis amigas. Mi gente. Mi casa, mi antigua casa, el proceso de mudanza. Fotos. Cuánto se pierde cuando se pierde una foto. ¿Qué es una foto? Sí, el momento está en la cabeza, el recuerdo, la imagen mental puede ser mucho mas poderosa que una foto fuera de foco. Pero la foto. Los colores. El olor que se desprende de una foto. Las palabras que flotan en el aire, caprichosas y editadas. Las caras jóvenes, la ropa pasada de moda. Los amores que se murieron, los que nunca fueron, los que estaban naciendo. Todo lo que hay detrás de una falsa sonrisa de foto. O detrás de una mirada. Una mirada en una foto, dice tantísimo mas que cualquier otra mirada. Y yo me quedé sin miradas fotografiadas.

Igual: ojo: no es algo que me ponga triste.

11 comentarios:

Juli~ dijo...

Totalmente. Las fotos, como un cuento o como la música, son capaces de transportarnos a otros lugares, a otros momentos. Pero lo lindo de esas fotos sacadas sin arte, no de las fotos profesionales, sino de esas fotos que saca una en cualquier momento con su humilde camarita, tienen ese valor por el simple hecho de ser sacadas por uno, y es como vos decis... Las palabras, los olores, salen solos.

Claramente, cada recuerdo forma parte de uno y es el album que nunca se rompe a diferencia de tu disco (buen..el alzheimer u otras cosas nos pueden borrar algunas partecitas) pero las fotos guardan detalles que a veces la cabeza no.
Yo seguiría con la maquinación intensiva:
No tengo nada importante, nada..Nada importante

mariposa dijo...

Creeme yo tambien tengo una
relación complicada con mi
lap, ya la formaté e hice lo que
pude..

si quiere morir adelante,
no me siento triste tampoco
pero si me pone de malas pff


saludillos :9

Ivianella dijo...

Tuve más problemas con las computadoras, toda una racha de mala suerte y lo que he perdido... lo que mas molesta son las fotos. Si bien nos queda la memoria, aveces hace falta los colores impregnados en una foto, con sonrisas que tal vez hoy no recuerdes.

Sandra Montelpare dijo...

Estimadísima M: usted repita el mantra nadaimportantenadaimportante porque si por unos segundos piensa en todo lo que evocan las fotos - olores, colores, voces, anécdotas -se ametralla los ovarios con una kalashnikov. Ya aprendí de esxperiencias similres y ahora en plena paranoia cada dos o tres albums de fotos, archivo extraible No me pasa más! para el psiquiatra lo mío! es que adoro colgarme mirando fotos

Pat dijo...

A principio del año pasado un hombre vestido de negro y con pasamontaña entro a casa y se llevo el mio, y con ella una infinidad de recuerdos e historias que solo ahi quedaran (o en este caso en los ojos de quien se la llevo).

Es una perdida mas entre tantas que tenemos. Igual eso no quita la cantidad de porquerias que guardamos y atesoramos en nuestras pcs.

Saludos.

Cata Pe dijo...

nunca me recupere de qe me pasara hace cinco años por mas que ya tenga mas de 10 mil fotos otra vez en mi pc

clarita dijo...

es bastante terrible, aunq uno no pierda cosas importantes, las cosas que uno va guardando en su dia a dia, fotos, musicas, cosas q uno escribe por ahi, o le gustaron y las guardo.... es como un pequeño pedacito del alma, y mas cuando uno está lejos y eso significa tu puente a los afectos... me robaron la mochila hace un mes en un viaje de mza a san juan, y te juro q mas bronca me dio porq el forro q me la haya robada me amputo una parte de mi sin darse cuenta........

Eve Verdandi. dijo...

Bajón. Te mando unas cervezas para animarte...

Arriba el ánimo! Lo mas lindo de las fotos sabes lo que es? Es que siempre podés construir nuevos y buenos momentos, por ende, sacarte mas fotos ;)

eli dijo...

Que bueno q no te ponga triste, yo me muero si pierdo mis fotos.
Excelente descripcion de todo lo que se desprende de una simple foto.
Sos una grosa Minita!!!

Barby dijo...

es INCREIBLE que justo hace unas horas estaba hablando de eso con unas amigas! solo que ellas perdieron textos. Yo heredé el trauma post eraanalogica de mi padre, y grabo todo mil veces. De hecho estaba pensando en comprarme un cofresito para guardar dvds, bien ñoño. Lo positivo es que no te cerraron el blog (si, nada que ver, pero me paso una vez y perdí tantos textos y parte de la vida misma que vale más que una imagen que no te puedo explicar.. estas advertida(?))

Muy Cotidiana dijo...

Perder fotos es lo peor que me podria pasar...


Saludos

bel...