jueves, 25 de agosto de 2011

No me juzguen

Estoy a menos de una semana de los 28 y eso me tiene alteradísima.
Y no es por la edad. Es todo el tema del cumpleaños.
Los cumpleaños.
Qué cosa más rara.

Criticona al pedo

Hoy estoy demasiado criticona.
Desde que me levanté que estoy despotricando contra un montón de cosas chiquitas, estúpidas y que no me incumben. Hacía mucho que no me pasaba. No me gusta la sensación.

Por ejemplo, acabo de huir de la cocina donde está Juan preparando la vinagreta para una ensalada porque era huir o morderme los labios hasta lastimarme para no hablar al pedo o decirle que le está echando demasiada sal o mucha pimienta o poco aceite o algo.

Así, de criticona al pedo.